fbpx

35%. Falso. Una matriz de opinión atribuye el retiro de los mosaicos, de una sección del piso del Aeropuerto Simón Bolívar, a los migrantes venezolanos. Dos medios contraponen razones más probables para tal deterioro: exceso de uso y falta de mantenimiento. El robo de piezas podría ser mínimo en comparación.

Se hizo viral la información del retiro de los mosaicos de la obra Cromointerferencia de Color Aditivo (1974-1978), del artista Carlos Cruz-Diez,  en el piso principal del Aeropuerto Simón Bolívar, en Maiquetía, Venezuela, por parte de los viajeros que abandonan el país, como recuerdo del país que dejan atrás. En la columna lateral se puede apreciar algunos ejemplos de la cobertura de prensa y de social media.

Obviamente hubo furor en las redes sociales en las que se denunciaron todo tipo de conductas irresponsables, cleptómanas y similares. No obstante, revisiones posteriores arrojan razones distintas para las piezas ausentes en la obra cruzdieciana.

El Estímulo reportó bajo El falso vandalismo al mosaico de Cruz-Diez en Maiquetía, entre otras cosas que:

«Los azulejos de la Cromointerferencia de Color Aditivo de Carlos Cruz-Diez se desmoronan. Pero una muchacha que integra el personal de mantenimiento del Aeropuerto Internacional Simón Bolívar de Maiquetía no da crédito a la especie que tanto ha circulado por redes sociales de que los emigrantes “se llevan pedazos de la obra para reconstruirla a su regreso”. Cuenta que las piezas se desprenden del piso y, cuando se barre el lugar, simplemente se desechan.

«El arquitecto David Viloria desmiente que los transeúntes de la terminal puedan sacar fácilmente un azulejo, pues para despegarlo se requiere de un martillo y un cincel. “Es como despegar una cerámica del piso de su casa, y eso que la pega que se utiliza es muy sencilla y no es de alta resistencia en comparación a la que se usó en el aeropuerto”. El piso decorado mide 2608 metros de largo y está conformado por una serie de mosaicos originalmente importados desde París, Francia. “Los mosaiquitos se trancan entre ellos. Cuando se despega uno, quedan sometidos a esfuerzos axiales para los cuales no están diseñados, y como tiene tanto tráfico es posible que se vayan saliendo”.»

Otro medio que ha investigado el caso es I am Venezuela (Institutional Assets and Monuments of Venezuela), website dedicado a la preservación del patrimonio. En un artículo de Xiomara Jiménez titulado Se pierde el contrapunteo cromático del Cruz-Diez del aeropuerto de Maiquetía se explica que:

«La intervención espacial ha pasado a ser un complejo símbolo en el que se conjugan, entre otras asociaciones, la grave descomposición social y económica que padece el país, reflejada en el estado de la obra y las particulares circunstancias de los que se despiden del territorio.

A partir del análisis hecho luego de un cuidadoso recorrido por el lugar a finales del mes de febrero de 2016, se pudo constatar que la pieza muestra considerables señales de daños, probablemente atribuibles al intenso flujo de personas que circulan por dichas instalaciones, además de otros varios factores.

Entre los detalles más notorios de la presente condición, se destaca una proporción relativamente importante de mosaicos desprendidos (y ausentes) de la superficie artística, con lo cual, sin duda, se crean algunos vacíos perceptivos. Pero, sobre todo, se evidencia un innegable grado de empobrecimiento y descuido. Igualmente, al pie de varios de los núcleos de servicio de escaleras mecánicas, se ven unas cuantas fisuras causadas por la fricción de objetos o elementos metálicos afilados.

(…) La arquitecta Marlene Rodríguez, entonces funcionaria de la Dirección de Mantenimiento del Aeropuerto y una de las principales responsables de  los últimos trabajos de preservación de la obra, indicó que “Si bien es cierto que la instalación presenta zonas en las que los mosaicos se han desprendido, la pieza, a pesar de su extensión, se conserva bastante bien”.

Sin embargo, le atribuye la conservación a la nobleza del material utilizado para su creación. Sobre este punto, indicó que “no se trata de un mosaico vitrificado, sino fundido a muy altas temperaturas, y por ello se hace muy resistente”. Rodríguez apuntó que a pesar del tiempo, el material aún conserva su belleza original.

(…) Por su parte, Omar Vielma, presidente del Instituto del Patrimonio Cultural, recordó el pasado 3 de marzo a IAM Venezuela (Institutional Assets and Monuments of Venezuela) que la obra está siendo restaurada desde 2014, comenzándose por el mural de la pared. Mientras que, asegura, pronto se harán los trabajos de restauración de la amplia área del piso, para lo cual mantienen conversaciones en estas semanas que corren. La rehabilitación del Cruz-Diez está encargada a la Casa Odalys, única autorizada por el Taller Cruz-Diez para realizar el cuidadoso trabajo restaurativo.»

Una fuente consultada por VerifiKado, y que pidió permanecer en el anonimato, señala que es muy probable que algunos viajeros hayan encontrado piezas sueltas y se las hayan llevado, quizá tomándole fotos en sus redes sociales. Pero en general, la ausencia de piezas se debe a la falta de mantenimiento y al gran movimiento de personas y equipaje por su superficie.

VerifiKado le otorga a esta matriz de opinión una K roja (falso), pero en su mínimo margen superior (35%) con tendencia a bajar en certeza, lo cual indica que seguimos buscando información para determinar si el porcentaje de personas que se han llevado piezas es significativo. Si no, desaparecerá la flecha hacia abajo y quedará solo la K roja.

¿Tiene información sobre esta noticia?

5 + 1 =

(Puede ser confidencial)



NOTA LEGAL. 1. El grado de certeza asignado por VK a una información noticiosa no debe considerarse un dictamen forense, sino una conclusión experta basada en información y documentos públicos de fuentes consideradas confiables. 2. Las fuentes citadas y conectadas por direcciones URL pueden cambiar o desparecer y su comportamiento no está en control de VerifiKado. 3. La información de este análisis puede cambiar por alguna de estas razones: a) Se agrega nueva información verificada o b) Se retira información considerada inexacta o no confiable. 4. En todo caso, la información se entrega “AS IS”, como se presenta al momento de ser consultada. Más sobre nuestro proceso de verificación.

Comentario de Facebook