Fernando Nunez-Noda

Para facilitar la comprensión y compartir un lenguaje común, presentamos un glosario pertinente a las noticias falsas y algunas de sus derivaciones, tipos e implicaciones. 

BULO. Término genérico para noticia falsa redactada, compuesta o montada de forma que parece una verdadera, muchas veces con producción profesional y estilo periodístico. En otras ocasiones sencillas fabricaciones de aficionados. En inglés equivale al sustantivo “hoax”: una imitación en contenido o forma de una noticia, reportaje, publicidad o mensaje. Esa imitación tiene toda la intención de pasar como auténtica.

DATOS ALTERNATIVOS. Un contenido propio de la llamada “post-verdad” que no es sustentado por datos científicos, ni apto para cortes de ley, sino únicamente por una “autoridad” subjetiva, muchas veces carismática y validada por la fe de la audiencia y voluntad de creerlo.

Ocurre con personalidades influyentes como líderes religiosos y, sobre todo, políticos populistas. Vienen a la mente dos: Hugo Chávez en Venezuela quien inoculó en sus seguidores convicciones reñidas con la ciencia y con los hechos, creídas a pie juntillas por miles hasta el presente.  Otro, sin duda, es Donald Trump. Según sus actos y palabras, el Presidente no necesita datos, ni cifras, ni medidas, si lo dice es verdad y muchos lo creen. Es un ejercicio de voluntarismo que no solo practica él sino su equipo. El término fue acuñado por Kellyanne Conway, asesora especial de Trump, en una famosa controversia sobre el número de asistentes a la inauguración presidencial en febrero de 2017.

FABRICACIÓN NOTICIOSA. Es un “hoax” que usa el género periodístico-noticioso. Incluye noticias, reportajes, crónicas, entrevistas, en cualquier medio (escrito, audiovisual, interactivo, etc). Ha adquirido relevancia con internet en lo que va de siglo 21 y probablemente el más famoso en los últimos 18 años ha sido el supuesto apoyo del Papa Francisco I al entonces candidato Donald Trump en noviembre de 2016. Se dice que esa noticia falsa le dio la tracción necesaria al actual Presidente de EE.UU. para lograr su triunfo, aún cuando fue desmentida por el Papa.

FAKE NEWS. Bulo, noticia falsa, hoax. Vocablo inglés para “noticia falsa”. Dada la variedad y similitud de tipos de noticias falsas, tomaremos una referencia sugerida por The Smithsonian.com:   “En un paper de 2017 (de Edson C. Tandoc Jr.,Zheng Wei Lim & Richard Ling),  publicado en la revista Digital Journalism, investigadores de la Nanyang Technological University de Singapur (que llamaremos “de Nanyang”), propusieron seis definiciones distintivas de “fake news” luego de examinar 34 artículos académicos que estudiaron el término entre 2003 y 2017 en el contexto de Estados Unidos, así como de Australia, China e Italia: 1) Sátira noticiosa; 2) parodia noticiosa; 3) propaganda estatal; 4) manipulación de contenidos forenses; 5) manipulación de fotos/videos; 5) “Branded content” o contenido producido por agencias o gestiones de Relaciones Públicas y 6) fabricación noticiosa.

FALSA AMPLIFICACIÓN. Publicación, republicación y retuiteo masivo de una información falsa para que parezca que se propaga orgánicamente. En realidad es multiplicada por grupos humanos coordinados para tal fin y/o robots informáticos compuestos por centenares y a veces millares de cuentas de social media que difunden, republican y “comentan” a favor o en contra, de acuerdo con los intereses de la campaña. Ocurre mucho en el ámbito político-ideológico.

FALSA ATRIBUCIÓN. Error, muchas veces no intencionado, por el cual se le señala autoría a un medio o vocero una declaración que no dio. Ocurre mucho con las frases famosas en la que una misma cita puede atribuirse a Abraham Lincoln, Mathamas Ghandi o a Simón Bolívar. También ocurre cuando se afirma que en una noticia o contenido participa un individuo o entidad que no corresponde con la realidad. Lea el análisis que hicimos de un video atribuido a un beato venezolano José Gregorio Hernández que resulta un ejemplo clásico de falsa atribución.

HOAX. Bulo, noticia falsa, fake news. Se estima que viene de “hocus pocus”, una invocación mágica que resuena desde el siglo 15. Se le asocia con truco, con fabricación. Es un término genérico de “fake news” que cubre toda información falsa, sea noticiosa o no.

INFOCALIPSIS. El término fue acuñado por Aviv Ovadya, Jefe Tecnológico de dos centros importantes de medios e innovación periodística en las universidades de Michigan y de Columbia. Justo a mitad de 2016: “Se dio cuenta que había algo fundamentalmente malo en Internet, tan equivocado que abandonó su trabajo [de entonces] y sonó una alarma. Unas semanas antes de las elecciones de 2016, presentó sus preocupaciones a los tecnólogos en el Área de la Bahía de San Francisco y advirtió sobre una inminente crisis de desinformación en una presentación que tituló “Infocalypse” (Infocalipsis).

Sus preocupaciones pueden resumirse en estos puntos:

  1. La web y el ecosistema circundante son “muy poco saludables”.
  2. Los incentivos de las plataformas más importantes recompensan información engañosa y polarizante, o ambas cosas.
  3. “Las plataformas como Facebook, Twitter y Google priorizaron clics, call-to-action, anuncios y monetización sobre calidad de la información.”
  4. La información tóxica es más adictiva.

Ese tsunami inundó la relativamente tranquila comarca de la prensa y los medios tradicionales. Ya lo he comentado en otros artículos: emisores y receptores intercambiaron roles; los contenidos eran fácilmente copiados, pirateados y falsamente atribuidos; las vías comunicacionales se multiplicaron, se cruzaron, se comercializaron algunas y se hicieron “multi” (media, plataforma, formato, etc).
A eso se suman millones de ciudadanos, con todo el abanico de actividades y competencias, jugando al periodismo con muy diversos niveles de suficiencia.

LEYENDA URBANA. Para el Diccionario Merriam-Webster es “una historia sobre un evento u ocurrencia inusual que mucha gente cree que es cierta aunque no lo sea”. Walt Disney congelado, la conspiración de George W. Bush en la caída de las Torres Gemelas, etc. Se le llama “urbana” porque algo más de un siglo atrás los cuentos de este tipo

MATRIZ DE OPINIÓN. Aunque tiene un significado distinto en estadística, en el ámbito de las noticias falsas, una matriz de opinión es una idea o afirmación que se quiere imponer a una población por medio de campañas masivas de información que la muestra como hecho cierto. A veces se apela a la comprobación manipulada o a testimonios de “expertos” o a la mera autoridad de sus principales propulsores. En Venezuela, por ejemplo, el régimen chavista ha querido hacer creer que su fracaso económico es causado por una “guerra económica de la derecha”, aún cuando ha tenido todo el poder, los recursos y medios para controlar la economía.

MEDIA VERDAD. Una técnica común de las noticias falsas es combinar elementos y circunstancias fabricadas con información cierta y verificable. Los primeros son el mensaje de la campaña (falsos), los segundos son datos secundarios que añaden credibilidad pero no afectan el contenido central del bulo. El caso del supuesto príncipe saudita que se suicidó, reseñado por VerifiKado, es un buen ejemplo.

POST-VERDAD. Wikipedia la define como “(también llamada política “post-factual” o “política post-realidad”) es una cultura política en la que el debate se enmarca [en las] emociones (…) y en [el rechazo a]  las refutaciones fácticas. La post-verdad [relega] la verdad a una preocupación de importancia secundaria en relación con la apelación a la emoción.” Típico de regímenes, movimientos o líderes autoritarios es un conjunto de contenidos, valores e interpretaciones que no se validan por la ciencia o los hechos forenses, sino por la autoridad de quien las emite.

PARODIA NOTICIOSA. En muchos casos es una imitación de una publicación o contenido audiovisual sin intención de engañar sino de divertir, pero que puede adquirir un poder usurpador muy grande. Hay ejemplos legendarios de “noticias” satíricas producidas como burla que se toman como ciertas y siguen creyéndose años después. Lea nuestro análisis de la falsa portada del diario El Nacional de El Chigüire Bipolar en 2011.

SÁTIRA NOTICIOSA. Uso del humor para contextualización y burlarse de eventos reales (según la clasificación de Nanyang, ver FAKE NEWS). Programas como Saturday Night Live usan la sátira para hacer crítica política o social.  La revista MAD es otro ejemplo del uso de humor para hacer reseñas, crítica o burla política. Muchas veces la sátira puede confundirse con un recuento, opinión o reseña noticiosa.

USURPACIÓN. Es un tipo de “hoax” en el que se imita la apariencia de un medio (logo, estilo, diseño gráfico) para hacer parecer que es el origen de una noticia falsa. Es parecida a las parodias noticiosas en su imitación del estilo del medio, pero son hechas ex profeso, de modo que se relacionan más directamente con noticias falsas. Imitaciones en las que se coloca 95% de un texto auténtico y 5% de datos falsos que son el objetivo.

Este pequeño diccionario es una trabajo en progreso, así que seguirá creciendo con nuevas entradas y ejemplos. Sugerencias o comentarios a contacto@verifikado.com.

EJEMPLOS

Noticia falsa del apoyo del Papa a Donald Trump. (Clic para ampliar imagen).

Contraste entre la inauguración presidencial de Obama (izq.) vs la de Trump (derecha). Trump fue la más grande de la historia no como dato científico sino como “hecho alternativo”. (Clic para ampliar la imagen).

Video falsamente atribuido al beato venezolano José Gregorio Hernández. No es él.

Ejemplo de falsa atribución. Una misma frase atribuida a diferentes personajes. (Clic para engrandecer la imagen).

Famosa portada de El Nacional de Venezuela creída auténtica cuando es en realidad una sátira del sitio El Chiguire Bipolar. (Clic para engrandecer la imagen).

Hoax + medias verdades. Ciertamente se inundaron muchos centros comerciales en Miami a raíz del Huracán Irma, pero el de la foto corresponde a otra ciudad y ciertamente no había tiburones.

Comentario de Facebook