fbpx

MENÚ: INICIO — MAPA — CONTACTO

La respuesta debería ser «Sí», pero no ocurre siempre porque certificar la autenticidad de una obra de arte es un proceso complejo y costoso. Hay museos que han descubierto que más de la mitad de su colección ¡es falsa!

(Mayo 29, 2018). No siempre, pero hacen lo posible porque así sea. Certificar la autenticidad de una obra de arte es un proceso complejo y complicado, en el cual participan muchos profesionales de distintas áreas, pero no siempre los resultados son óptimos.

Verificar que la Monalisa es de Leonardo Da Vinci no es complicado, pero hacerlo con otras obras sí puede serlo. Recientemente el Museo Etienne Terrus, de la ciudad francesa de Elne, descubrió que más de la mitad de su colección es falsa. ¡Gran dolor de cabeza para la institución!

Este pequeño museo está dedicado a la obra del pintor Etienne Terrus (1857-1922) y descubrir que más de 80 obras de su colección no son en realidad de los pinceles de este artista es un golpe duro. Según ha reseñado la radio local France Bleu, lo que desató las suspicacias estaba en lo que los cuadros mostraban:

El elemento clave fue que en algunos de esos cuadros aparecían edificios que fueron construidos después de la muerte de Terrus, que vivió entre 1857 y 1922. Ante esa duda, se creó una comisión de expertos para analizar los fondos del museo que determinó que 82 de los cuadros, más de la mitad del total, no podían ser atribuidos al pintor.

 

Los museos de arte más importantes en todo el mundo tienen departamentos dedicados a la constante investigación de su colección, lo que podría provocar que eventualmente algún historiador mostrara desconfianza sobre la atribución de una obra o cambiara esta atribución a otro artista. A partir de un trabajo de investigación riguroso podría llegar a conclusiones de más o menos impacto para la colección.

Pero además, en todo museo existen divisiones de registro y conservación de obras, las cuales hacen un esfuerzo constante por verificar la autenticidad de nuevas adquisiciones y de la colección la existente. Un trabajo de restauración en una pintura, por ejemplo, podría develar que la autoría o incluso un detalle como la fecha de realización de la obra fuera otra.

En Noviembre de 2017, la casa de subastas Christie’s ofreció al mercado una obra de Leonardo Da Vinci (sí, el mismo de la Monalisa), caracterizándola como una obra maestra del pintor italiano del Renacimiento. Sobre esta obra se cernieron infinidad de cuestionamientos, porque la atribución de una obra a Da Vinci es mucho más complicado que atribuirla a Terrus.

El cuadro titulado Salvator Mundi fue vendido por más de 450 millones de dólares y su comprador fue un magnate saudí, quien le donara luego al Museo del Louvre de Abu Dhabi. Las sombras acerca de autenticidad de la obra persisten, pero ahora son responsabilidad del Museo del Louvre, quien debe garantizar al público visitante que ha verificado la autoría de la pintura.

 

Sin embargo, se cree que cerca de la mitad de lo que circula en el mercado del arte es falso. Aunque probablemente la mayoría de nosotros no tenemos acceso al mercado del arte ni sus astronómicos precios, sí confiamos en que los museos puedan ofrecer la garantía de que han verificado la autenticidad de sus colecciones. Esto sobre todo cuando pagamos precios significativos por las entradas a estos.

 

Adam Lowe, un experto y celebrado copista de obras de arte a través del uso de la tecnología digital y director de Factum Arte, ha expresado que:

En muchos museos del mundo existen falsificaciones. Hay cuadros atribuidos a artistas que no los pintaron y habrá cuadros atribuidos a discípulos pintados por el maestro. Probablemente habrá obras bajo el nombre de Tintoreto o Rubens que ellos nunca llegaron a tocar.

De modo que no, no siempre todo lo que muestra un museo de arte está 100% verificado. Y aunque no podemos afirmar que esta ausencia de verificación sea deliberada, sí es posible pensar que con el tiempo las atribuciones de algunas obras cambiarán y algunos escándalos surgirán. Debemos estar entonces atentos. Esto en sí no es malo, más bien demuestra que la institución se preocupa por su colección y abordarla es parte de su trabajo.

 


Imagen principal: Pixabay.com.

¿Tiene información sobre esta noticia?

10 + 15 =

(Puede ser anónimo)


NOTA LEGAL. 1. El grado de certeza asignado por VK a una información noticiosa no debe considerarse un dictamen forense, sino una conclusión experta basada en información y documentos públicos de fuentes consideradas confiables. 2. Las fuentes citadas y conectadas por direcciones URL pueden cambiar o desparecer y su comportamiento no está en control de VerifiKado. 3. La información de este análisis puede cambiar por alguna de estas razones: a) Se agrega nueva información verificada o b) Se retira información considerada inexacta o no confiable. 4. En todo caso, la información se entrega “AS IS”, como se presenta al momento de ser consultada. Más sobre nuestro proceso de verificación.

Comentario de Facebook