fbpx

MENÚ: INICIO — MAPA — CONTACTO

Con fuerte presencia de observadores internacionales y nacionales, y el afianzamiento del voto electrónico (que casi ha dejado en el olvido las denuncias de fraudes masivos), creemos que no existe la posibilidad de un fraude a través de la intervención del software (que ha sido probado por una comisión de expertos de la Unión Europea). A pesar de que se asoma la posibilidad de una segunda vuelta, “fraude masivo” para favorecer a un candidato que apenas pasa del 6% en la intención de voto no parece probable.

Javier  Brassesco

(Mayo 26, 2018). La campaña electoral en Colombia se ha visto empañada con las reiteradas denuncias del candidato izquierdista Gustavo Petro (quien marcha segundo en las encuestas a una distancia de entre 12 y 13,4 puntos del senador Iván Duque) de que el establishment está preparando un fraude masivo a través del software que se utilizará en los comicios presidenciales de este domingo.

Petro, un ex guerrillero del M-19 (movimiento que se desmovilizó en los 90) y ex alcalde de Bogotá (2012-2015), asegura que el beneficiado de este presunto fraude será Germán Vargas Lleras, quien marcha cuarto en las encuestas, con una intención de voto de solo 6,6% pero quien goza del apoyo del presidente Juan Manuel Santos, de quien Vargas Lleras fue vicepresidente hasta el año pasado. Santos le respondió (sin mencionarlo) que:

Petro denunció que el software que se utilizará presenta “altreraciones de algoritmos”, y basa su suspicacia en las irregularidades que la justicia colombiana detectó en las legislativas de 2014.

En efecto, en dichas elecciones se denunciaron irregularidades que tenían que ver sobre todo con la compra de votos y coacción a electores, pero que también incluyeron fallas electrónicas. Centro Democrático (partido de Álvaro Uribe que hoy apoya a Iván Duque) aseguró que la Registraduría no había “reportado” sus votos en 7.971 mesas.

El tercer candidato en las encuestas, Sergio Fajardo, del centroizquierdista Coalición Colombia, descartó por su parte la posibilidad de un fraude, aunque dijo que se pueden hacer observaciones y ser exigentes con la Registraduría Nacional (ente que organiza los comicios).

La desconfianza de los colombianos hacia su sistema electoral tiene profundas raíces, y muchos no olvidan que en las presidenciales de 1970 se fueron a dormir pensando que había ganado Gustavo Rojas Pinilla y al levantarse el presidente era Misael Pastrana Borrero. Más recientemente, en 2002, el procurador general de entonces, Edgardo Maya Villazón, declaró nula la elección del Senado, lo que en 2005 terminó provocando, después de muchas idas y venidas, la salida de algunos senadores, Piedad Córdoba entre ellos. En 2010 fueron hackeadas las páginas de la Registraduría, y el nombramiento del Congreso debió esperar tres meses.

En estas elecciones habrá una fuerte presencia de observadores internacionales. La comisión de expertos que envió la Unión Europea está en el país desde el 4 de mayo, y realizó una evaluación técnica global de todos los pasos del proceso. La Registraduría informó además que le realizaron pruebas técnicas al software de preconteo de los votos, y estuvieron presentes en los dos simulacros que se realizaron el 12 y el 19 de mayo.

Además la OEA dispondrá a 78 observadores que estarán en el terreno. También participará la Association of World Elections Bodies (A-WEB), el parlamento del Mercosur, el Parlamento Andino, la Unión Interamericana de Organismos Electorales (Uniore), y del propio país habrá 3 mil observadores de la Misión de Observación Electoral (MOE), 4 mil funcionarios de la Procuraduría General, Defensoría del Pueblo y delegados municipales, así como 5 mil empleados de la Fiscalía. Encima de todo habrá 32 delegados presidenciales, uno por departamento.

Nuestra validación

En Colombia los señalamientos de fraude se repiten elección tras elección. En las legislativas de este año, sin embargo, las denuncias registradas (que no fueron muchas: alrededor de 200) tuvieron que ver sobre todo con presiones al elector, funcionarios públicos haciendo campaña y en tercer lugar anomalías en la publicidad. Apenas hubo denuncias sobre irregularidades electrónicas.

Debido a la fuerte presencia de observadores internacionales y nacionales, y al afianzamiento del voto electrónico (que casi ha dejado en el olvido las denuncias de fraudes masivos), creemos que no existe la posibilidad de un fraude a través de la intervención del software, un software que además ya ha sido probado por una comisión de expertos de la Unión Europea. Los resultados en Colombia parecen ya cantados, con Duque y Petro en los dos primeros lugares pero sin obtener ninguno el 50% de los sufragios. Así, seguramente será necesario recurrir a una segunda vuelta el 17 de junio para saber quién será el presidente de Colombia para los próximos 4 años.

Un fraude masivo para favorecer a un candidato que apenas pasa del 6% en la intención de voto (es lo que asegura Petro que se está preparando) no parece probable.

 


Imagen principal: VK.

REFERENCIAS

¿Tiene información sobre esta noticia?

3 + 6 =

(Puede ser anónimo)


NOTA LEGAL. 1. El grado de certeza asignado por VK a una información noticiosa no debe considerarse un dictamen forense, sino una conclusión experta basada en información y documentos públicos de fuentes consideradas confiables. 2. Las fuentes citadas y conectadas por direcciones URL pueden cambiar o desparecer y su comportamiento no está en control de VerifiKado. 3. La información de este análisis puede cambiar por alguna de estas razones: a) Se agrega nueva información verificada o b) Se retira información considerada inexacta o no confiable. 4. En todo caso, la información se entrega “AS IS”, como se presenta al momento de ser consultada. Más sobre nuestro proceso de verificación.

Comentario de Facebook