MENÚ: INICIO — MAPA — CONTACTO

De un bajón récord en 2016 (32%), la confianza del público estadounidense en la prensa profesional tuvo una modesta pero auspiciosa recuperación en 2017, cuando saltó a 37%. Averigüe cuál es el porcentaje de 2018 que publicó recientemente la encuestadora Gallup. 

(Noviembre 17, 2018). En septiembre de 2016, la encuesta Gallup sobre Confianza en los Medios en EE.UU. arrojó que solo 32% de los estadounidenses manifestaba tal seguridad. El nivel más bajo desde que comenzó tal consulta en 1972. El año anterior, 2015, había alcanzado 40%.

No obstante, en 2017 subió auspiciosamente a 37%, una recuperación que hace honor a muchos esfuerzos de la gran prensa por reasumir un liderazgo extraviado. Para 2018 se esperaba que el resultado de la encuesta (hecha en septiembre de cada año) mostrara un recuperación modesta, alrededor de 40% pero el resultado es mucho más auspicioso.

Statista proporciona un reporte:

A menudo referidos como el “Cuarto Poder”, los medios de comunicación desempeñan un papel importante en cualquier sociedad democrática. Una prensa libre es esencial para responsabilizar a los gobiernos e informar al público, permitiendo así a los votantes participar en el debate político y tomar decisiones calificadas.

 

Los Estados Unidos también tienen una larga historia de prensa libre e independiente, con organizaciones como el New York Times, TIME o CNN reconocidas y respetadas en todo el mundo. Sin embargo, en los últimos años, los propios estadounidenses comenzaron a perder la fe en las organizaciones de medios de su país. Probablemente inspirado por un presidente que no oculta su aversión a la prensa, el porcentaje de adultos de los EE.UU. que tienen una gran cantidad o una buena cantidad de confianza en los medios masivos bajó a un mínimo histórico del 30% en 2016. Mientras el presidente Trump recientemente renovó su denuncia de los medios de comunicación como “el verdadero enemigo de la gente”, la visión pública de los medios de comunicación está mejorando gradualmente desde su punto más bajo en 2016.

 

Según la empresa de encuestas Gallup, el 45% de los adultos en los EE.UU. expresaron su confianza en los medios de comunicación en una encuesta de septiembre de 2018, marcando una mejora significativa con respecto al resultado de 2016 de la misma encuesta. Gallup informa que el nivel de confianza en los medios varía mucho según la preferencia política. Si bien los republicanos tradicionalmente han visto a los medios de comunicación más críticos que los demócratas, la divergencia entre ambos lados del espectro político nunca ha sido mayor en términos de cómo se considera a la prensa, una tendencia que refleja un clima político que parece más hostil y dividido que nunca.

Algunas razones para la recuperación

Una muy importante es la confusión y mezcla entre las “plataformas” y “medios noticiosos”. Nuestro Director, Fernando Nunez-Noda, lo desarrolla en un reciente artículo en Univision Noticias:

Los medios de comunicación más respetados tardaron en asumir el golpe, porque el público general y algo del informado se volcaron a las plataformas (los social media y buscadores) y llegaron a confundir tales plataformas con medios.

 

Es decir, un agregador tipo Facebook o Twitter (e incluso un buscador como Google) en el que los usuarios comparten contenido, no es un medio noticioso. Univision Noticias o USA Today sí. Simplemente da vitrina a mensajes producidos o reproducidos por humanos (a veces robots), bajo una cuenta o como resultado de una búsqueda. Eso no es un medio noticioso.

 

Cuando la población en general e incluso mucho público informado se volcó a las plataformas, por su rapidez y heterogeneidad, las noticias falsas y los contenidos de baja calidad se colaron en todos los estratos.

 

Eso ha tenido consecuencias en el terreno de la confianza en el periodismo versus las plataformas (social media o motores de búsqueda). Como se ve en el cuadro siguiente, en 2012 medios y plataformas inspiraban prácticamente la misma confianza: 53% y 52%. En 2018 los medios saltaron 5 puntos a 59% y las plataformas bajaron 2 puntos 51%.

 

Por otra parte, la confianza en las plataformas bajó dos puntos entre 2012 y 2018.

También, debe decirse, “retorna el experto” como llama Edelman al hecho de que la experiencia profesional gana credibilidad y demanda. En el último año los periodistas han aumentado 12 puntos su credibilidad mientras que los CEOS (directores ejecutivos de empresas) solo 7 puntos. El periodista se hace más necesario en este afán de informarse fructíferamente, porque es un experto validador de lo que ocurre y sus diversos grados de certeza.

 

Los medios como árbitros de conductas o prefencias políticas son una aberración de las funciones informativas; pero “árbitros” de lo que está confirmado y garantes de la neutralidad de esa confirmación, son factores que han hecho a millones retornar a su tutela.

 

Fake News

Pero, paradójicamente, el mejor combustible del periodismo y la prensa ha venido de su peor enemigo: las noticias falsas. Sí, las fake news han tenido un impacto tan grande que se da por cierto que influyeron decisivamente en las elecciones de 2016 en EE.UU. y en el Brexit, dos improbables ganadores que lograron su objetivo.

 

Pero su impacto ha motivado conductas autoreguladoras: empujaron a los lectores hacia los sitios web tradicionales de información. Según In News We Trust: Quienes están seguro de ello constituyen el 36% y los que dicen que probablemente sí, 43%. Entre ambos acumulan 79%.


Imagen inicial: Pixabay.

Artículos Relacionados

Artículos Recientes


¿Tiene información sobre esta noticia?

7 + 12 =

(Puede ser anónimo)


NOTA LEGAL. 1. El grado de certeza asignado por VK a una información noticiosa no debe considerarse un dictamen forense, sino una conclusión experta basada en información y documentos públicos de fuentes consideradas confiables. 2. Las fuentes citadas y conectadas por direcciones URL pueden cambiar o desparecer y su comportamiento no está en control de VerifiKado. 3. La información de este análisis puede cambiar por alguna de estas razones: a) Se agrega nueva información verificada o b) Se retira información considerada inexacta o no confiable. 4. En todo caso, la información se entrega “AS IS”, como se presenta al momento de ser consultada. Más sobre nuestro proceso de verificación.

Comentario de Facebook