fbpx
Buen desempeño económico pero baja popularidad ¿Es Trump el primero?

Buen desempeño económico pero baja popularidad ¿Es Trump el primero?

No es la primera vez y, muy probablemente, no será la última vez que ocurra. Al éxito económico se antepone el carácter del presidente, que genera mucho rechazo.

(Abril 29, 2019 – Javier Brassesco). A través de Twitter, Trump se quejaba esta semana de que no estaba recibiendo el suficiente crédito por el buen estado de la economía.

En específico se refirió a los principales medios de comunicación, pero lo que destilan sus tuits es una profunda decepción por su bajo índice de popularidad a pesar del buen estado de la economía, una popularidad que cayó cinco puntos más tras la difusión del informe del fiscal especial Robert Mueller y hoy se ubica justo por debajo de los 40 puntos.

Pero ¿Es cierta su afirmación de que en los “viejos tiempos” una economía saludable te hacía básicamente inmune a las críticas?

Bajo desempleo, baja popularidad

En democracia nunca un presidente es inmune a las críticas, pero incluso tomando la afirmación de Trump en un sentido muy amplio, la misma no es exacta.

El portal Politifact realizó esta tabla en donde se muestra cómo presidentes que lograron índices de desempleo muy bajos (uno de los indicadores más fiables en Estados Unidos para medir el estado de la economía) tuvieron sin embargo una baja popularidad, bastante más baja que la que hoy exhibe Trump:

El buen desempeño económico de los presidentes de la lista se vio ensombrecido por algún problema político: Truman y la guerra de Corea, Johnson y Vietnam, Nixon y Watergate y G.W. Bush la guerra de Irak. En el caso de Trump lo que le ha lastrado son escándalos personales (el último ha sido el informe Mueller, que aunque lo absolvió de colusión presentó varios indicios de que pudo haber obstruido la justicia).

Pero también ha ocurrido lo contrario: la popularidad de Clinton en la víspera del comienzo del intento de impeachment era de 63%.


Imagen inicial: VK con insumos de Pixabay.

Noticias Relacionadas

Artículos Relacionados


¿Tiene información sobre esta noticia?

5 + 13 =

(Puede ser anónimo)


NOTA LEGAL. 1. El grado de certeza asignado por VK a una información noticiosa no debe considerarse un dictamen forense, sino una conclusión experta basada en información y documentos públicos de fuentes consideradas confiables. 2. Las fuentes citadas y conectadas por direcciones URL pueden cambiar o desparecer y su comportamiento no está en control de VerifiKado. 3. La información de este análisis puede cambiar por alguna de estas razones: a) Se agrega nueva información verificada o b) Se retira información considerada inexacta o no confiable. 4. En todo caso, la información se entrega “AS IS”, como se presenta al momento de ser consultada. Más sobre nuestro proceso de verificación.

¿Es Juan Guaidó el líder más popular de Venezuela desde Rómulo Betancourt?

¿Es Juan Guaidó el líder más popular de Venezuela desde Rómulo Betancourt?

MENÚ: INICIO — MAPA — CONTACTO

Con índices de reconocimiento sobre 80%, los números de Juan Guaidó son de los más altos. Pero, en general, las encuestas de popularidad se realizan cuando un líder tiene más tiempo en la palestra.

(Al final del artículo hay una encuesta para que exprese su opinión.)

Javier Brassesco

(Febrero 2, 2019). El reconocido historiador venezolano Elías Pino Iturrieta afirmó a través de Twitter algo que llamó mucho la atención.

Muchos usuarios de Twitter, como puede verse en el hilo, le respondieron que se trataba de una exageración, pues desde Rómulo Betancourt Venezuela ha tenido al menos dos líderes que gozaron de mucha popularidad: Carlos Andrés Pérez y Hugo Chávez. Alguien también incluyó en este grupo a Henrique Capriles, quien en el año 2012 logró también altas cotas de popularidad. ¿Se puede decir que Guaidó es más popular que cualquiera de ellos?

Comparando cifras

La popularidad de Juan Guaidó, hasta ahora, ha sido medida por la encuestadora Hercon Consultores, que en su trabajo de campo encontró que 81,9% de los venezolanos reconoce a Guaidó como presidente.

Meganalisis también realizó una encuesta tras la juramentación de Guaidó y encontró que 83,7% de los venezolanos reconocía a Guaidó como su presidente.

En cuanto a la popularidad de CAP y Chávez (excluimos a Capriles porque si bien logró un alto índice de popularidad en 2012, ese año fue derrotado por Chávez), hay que notar que el primero fue electo en 1973 con 48,7% de los votos y luego su popularidad se elevó, bonanza petrolera mediante, hasta alcanzar cotas que rozaron el 70%. En 1988 sería reelecto con casi el 53% de los sufragios, pero su popularidad pronto entró en declive y no levantó cabeza en ese segundo período.

Por su parte, Chávez alcanzó su pico de popularidad en el año 2005, también en medio de una bonanza petrolera, y llegó a 70,5%.

¿Gana entonces Guaidó?

Si nos pusiéramos a comparar solamente las cifras mencionadas, podríamos concluir que en efecto Guaidó es hoy más popular de lo que nunca llegaron a serlo CAP o Chávez.

Sin embargo, existen muchos matices y no se pueden establecer estas comparaciones sin mencionarlos. Primero que nada el fenómeno Guaidó es muy reciente, al punto que hace tres semanas prácticamente nadie en Venezuela sabía de su existencia.

Por lo tanto no ha habido tiempo de realizar un trabajo de campo exhaustivo: la encuesta de Hercon se realizó telefónicamente y con una muestra de 999 personas, mientras que en el caso de Meganalisis se trató de una encuesta flash, hecha el mismo 23 de enero luego de su juramentación como presidente interino.

Todo esto no quiere decir que Guaidó no sea un líder muy popular. Lo es, sin duda, al punto que en apenas días logró unificar a una oposición en desbandada y volvió a encender la llama de la esperanza en un país que estaba muy alicaído.

Pero decir que es el líder más popular que tiene Venezuela desde Betancourt nos parece, por decir lo menos, muy apresurado. El tiempo dirá, pero mientras tanto le damos a esta afirmación de Pino Iturriera una K amarilla.  

¿Y usted qué opina?

¿Es Juan Guaidó el presidente más popular desde Rómulo Betancourt?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...

Imagen inicial: Google News bajo la búsqueda «Juan Guaidó».

Artículos Relacionados

Clásicos


¿Tiene información sobre esta noticia?

1 + 1 =

(Puede ser anónimo)


NOTA LEGAL. 1. El grado de certeza asignado por VK a una información noticiosa no debe considerarse un dictamen forense, sino una conclusión experta basada en información y documentos públicos de fuentes consideradas confiables. 2. Las fuentes citadas y conectadas por direcciones URL pueden cambiar o desparecer y su comportamiento no está en control de VerifiKado. 3. La información de este análisis puede cambiar por alguna de estas razones: a) Se agrega nueva información verificada o b) Se retira información considerada inexacta o no confiable. 4. En todo caso, la información se entrega “AS IS”, como se presenta al momento de ser consultada. Más sobre nuestro proceso de verificación.

¿Son tan buenos los indicadores económicos  de Trump como él mismo afirma?

¿Son tan buenos los indicadores económicos de Trump como él mismo afirma?

MENÚ: INICIO — MAPA — CONTACTO

La tasa de desempleo es la menor en 18 años, aunque no es la más baja “en décadas”. Su recorte presupuestario ha generado prosperidad y eso se notó sobre todo en los resultados del segundo trimestre de este año. Pero no se trata del mejor crecimiento económico “en décadas”, pues en el tercer trimestre de 2014 Estados Unidos experimentó uno mayor.

Según la encuesta Quinnipiac 49% de los votantes respalda su manejo de la economía. El desempeño económico de la administración Trump ha sido bueno y eso lo demuestran las cifras, pero decir que es el mejor en décadas es una exageración.

Le damos 40% de certeza, una K amarilla porque -aunque se acerca a ser falso- hay divergencia entre los datos y la percepción de una mayoría de encuestados.

Javier Brassesco

(Agosto 19, 2018). El argumento más repetido por Donald Trump a la hora de defender su gestión es el ámbito económico. Según él Estados Unidos exhibe hoy “los mejores indicadores económicos en décadas”, y es con base en ello que ha estructurado su campaña para las elecciones de medio término este noviembre.

Un tuit de este 16 de septiembre ejemplifica bien este punto:

Incluso en la conversación telefónica que recientemente sostuvo con el prestigioso periodista Bob Woodward, en las vísperas de la publicación de un libro que deja muy mal parado al presidente (“Miedo: Trump en la Casa Blanca”), su punto principal es lo bien que marcha la economía. En el video en cuestión afirma en el minuto 1:33 que “al país le va muy bien económicamente, mejor quizá que en cualquier época”, y luego lo repite varias veces a lo largo de la conversación, como alertando a Woodward que cualquier libro que se escribiera contra él atentaba también contra la economía.

 

¿Es esto cierto? ¿Los indicadores de la economía estadounidense marchan tan bien como se jacta el presidente? Veamos.

Hacia el pleno empleo

La tasa de desempleo cayó en mayo a menos de 4% (3,9%), algo que no sucedía desde el año 2000. La economía ha ido agregando empleos mes a mes de manera ininterrumpidamente durante siete años y medio.

Este último dato demuestra que los grandes logros en materia de empleo fueron logrados en el segundo período de Barack Obama como presidente, aunque indudablemente la administración Trump tiene el mérito de haber mantenido esta racha positiva.

La disminución de la tasa de desempleo más bien se ha ralentizado durante el gobierno de Trump, pero esto es normal a medida que el país se acerca a lo que se llama pleno empleo y hay menos estadounidenses buscando trabajo. Solo en abril del año 2000 el desempleo cayó a 3,8%, en los últimos días del boom tecnológico. Para buscar una cifra menor hay que remontarse a 1969, casi medio siglo atrás.

Crecimiento económico

La primera economía del mundo ha venido también expandiéndose durante nueve años seguidos, y aquí también la mayoría de estos años corresponden a la administración anterior.

En el último trimestre reportado, el segundo del año en curso, el crecimiento económico se colocó en una tasa de 4,1% anual, el mejor desempeño desde el tercer trimestre de 2014. En la segunda parte del año los analistas prevén un crecimiento más lento, pues los aranceles ya anunciados por Trump serán un lastre, además de que ya empezarán a gastarse los efectos del recorte tributario y el efecto del aumento de las tasas de interés en el consumo.

Es decir, a mediados del segundo término de Obama como presidente la economía estadounidense llegó a exhibir un crecimiento mayor en su mejor trimestre, pues el PIB se incrementó entonces en 4,6%.

Hay que darle crédito a Trump: su controversial recorte de impuestos, la única legislación de importancia que ha logrado aprobar, está provocando prosperidad. No es la mayor en décadas, como afirma el presidente, ni siquiera en los últimos cinco años, pero son datos irrefutables. Además, durante su presidencia este índice industrial ha crecido nada menos que 32,6%.

Otro punto que todavía no se sabe en qué parará es la guerra comercial entre Estados Unidos y China. Mats Harborn, presidente de la Cámara de Comercio de la Unión Europea en China, calificó el último aumento (esta misma semana) de las tasas con que se pechan las importaciones chinas en Estados Unidos de “demencia económica”. Y el expresidente George W. Bush advirtió: “Quien sostenga que la introducción de aranceles en Estados Unidos no perjudica a la economía estadounidense es un bufón”.

Lo cierto es que China respondió a su vez con aranceles de 60 mil millones de dólares a bienes estadounidenses.

Nuestra validación

Trump afirma de manera reiterada que la economía estadounidense exhibe su mejor desempeño “en décadas”. La tasa de desempleo es la menor en 18 años, lo cual es un logro importante pero no es la más baja “en décadas”. En esta materia los principales logros fueron conseguidos en la administración de su predecesor, Barack Obama, quien en su primer año de gobierno, en octubre de 2009, llegó a ver una tasa de desempleo que alcanzó el 10%, y que al dejar la presidencia ya había reducido a menos de la mitad (estaba en 4,8% en enero de 2017, cuando deja el cargo).

Su recorte presupuestario ha generado prosperidad y eso se notó sobre todo en los resultados del segundo trimestre de este año. Pero se espera que para el resto del año el crecimiento económico se ralentice como desgaste natural del efecto de estas medidas. En cualquier caso, tampoco se trata del mejor crecimiento económico “en décadas”, pues en el tercer trimestre de 2014 Estados Unidos experimentó uno mayor.

Según se puede ver en una encuesta realizada por la universidad de Quinnipiac entre el 18 y el 23 de julio, la mayoría de los votantes piensa que Trump ha debilitado a Estados Unidos en el exterior, que es muy cercano a Putin y que ha mentido en asuntos de interés nacional. Sin embargo, el 49% respalda su manejo de la economía.

El desempeño económico de la administración Trump ha sido bueno y eso lo demuestran las cifras, pero decir que es el mejor en décadas es una exageración.

Le damos una K amarilla….

 


Imagen inicial: VK.

Artículos Relacionados

Artículos Recientes


¿Tiene información sobre esta noticia?

2 + 7 =

(Puede ser anónimo)


NOTA LEGAL. 1. El grado de certeza asignado por VK a una información noticiosa no debe considerarse un dictamen forense, sino una conclusión experta basada en información y documentos públicos de fuentes consideradas confiables. 2. Las fuentes citadas y conectadas por direcciones URL pueden cambiar o desparecer y su comportamiento no está en control de VerifiKado. 3. La información de este análisis puede cambiar por alguna de estas razones: a) Se agrega nueva información verificada o b) Se retira información considerada inexacta o no confiable. 4. En todo caso, la información se entrega “AS IS”, como se presenta al momento de ser consultada. Más sobre nuestro proceso de verificación.

¿Entiende la gente las medidas económicas del régimen de Nicolás Maduro? (Consulta)

¿Entiende la gente las medidas económicas del régimen de Nicolás Maduro? (Consulta)

MENÚ: INICIO — MAPA — CONTACTO

No tenemos datos estadísticos sobre la comprensión del venezolano promedio de las medidas económicas, sobre todo las anunciadas por Nicolás Maduro en Agosto 17, 2018. Otorgamos una K amarilla a esa duda hasta tener más indicios, pero contribuimos con dos pequeñas consultas que quizá nos den ideas de cuán enterados y esperanzados se sienten los consultados.

Dos consultas

1. Comprensión de las medidas

¿Entiende usted las medidas económicas anunciadas por Nicolás Maduro el 17 de agosto de 2018?

  • No entiendo las medidas en su totalidad (29%, 118 Votos)
  • Entiendo muy poco de lo anunciado (26%, 104 Votos)
  • Entiendo la mayoría de las propuestas (22%, 90 Votos)
  • Las entiendo completamente (20%, 79 Votos)
  • No tengo opinión al respecto (3%, 14 Votos)

Votantes totales: 405

Cargando ... Cargando ...

2. Expectativas respecto a las medidas

¿Cuál de las siguientes respuestas se acerca más a su opinión sobre las medidas económicas de Nicolás Maduro del 17 de agosto de 2018?

  • Empeorarán la situación económica (74%, 334 Votos)
  • Tendrán efectos positivos por muy poco tiempo (9%, 42 Votos)
  • La crisis se mantendrá tal cual está actualmente (8%, 34 Votos)
  • En un alto grado resolverán los problemas económicos (5%, 23 Votos)
  • No tengo opinión al respecto (2%, 11 Votos)
  • Frenarán las inflación pero no lograrán más nada (1%, 5 Votos)

Votantes totales: 393

Cargando ... Cargando ...


 

(Agosto 18, 2018). Nicolás Maduro, líder del régimen venezolano, anunció ayer unas medidas económicas que la prensa describe así:

CNN en Español: Venezuela está en la cuenta regresiva de la reconversión monetaria del lunes, que le restará 5 ceros al bolívar. En tiempos de hiperinflación, de escasez de alimentos, de medicinas y hasta de billetes, muchos se preguntan: ¿cuál será el impacto de esa medida y de otra que se avecina?

New York Times: Cuando los funcionarios venezolanos tuvieron que enfrentar la enorme inflación que azota a su país —32.714 por ciento hasta el miércoles— decidieron que la solución podría ser cambiarle el color a los billetes y aumentar su denominación. Luego dijeron que les quitarían tres ceros. Y cuando eso no fue suficiente anunciaron que les quitarían dos más.

Sol de MéxicoVenezuela. Desde peluquerías a comercios permanecían cerrados en algunas ciudades de Venezuela a la espera de una eliminación de cinco ceros a la moneda, una medida que despierta temor e incertidumbre y será precedida por la suspensión de los pagos electrónicos por unas horas de mañana.

A la espera de la entrada en vigencia del nuevo cono monetario muchos salieron a comprar comida hasta donde el bolsillo aguantó. La reconversión monetaria entrará en vigencia este lunes 20 de agosto bajo una severa escasez de efectivo y en un país que vive su primera hiperinflación desde octubre del 2017.

En medio del nerviosismo, el dólar negro, que domina la economía, sigue fuera de control. Su cotización está alrededor de los siete millones de bolívares por dólar, 28 veces mayor a la tasa oficial. Hace una semana se ubicaba en 3.5 millones.

El EspectadorVenezuela está alertando a hospitales y pensionados antes de un apagón de transacciones en línea de 24 horas que comenzará este domingo, una medida que podría paralizar y aumentar el caos en un país donde la escasez de efectivo y la hiperinflación hacen que boletas de estacionamiento y propinas se paguen mediante transferencias digitales.

En fin, quitarle ceros a un moneda, anclar la economía a una moneda virtual (el Petro), aumentar el salario mínimo sin el respaldo de una economía productiva, tener un precio dual de la gasolina para quienes tienen un carnet emitido por el partido de gobierno (no es un documento oficial de identificación) y una serie de otras iniciativas que tienen a los economistas y analistas llenos de dudas.


Imagen inicial: VK.

¿Tiene información sobre esta noticia?

1 + 7 =

(Puede ser anónimo)


NOTA LEGAL. 1. El grado de certeza asignado por VK a una información noticiosa no debe considerarse un dictamen forense, sino una conclusión experta basada en información y documentos públicos de fuentes consideradas confiables. 2. Las fuentes citadas y conectadas por direcciones URL pueden cambiar o desparecer y su comportamiento no está en control de VerifiKado. 3. La información de este análisis puede cambiar por alguna de estas razones: a) Se agrega nueva información verificada o b) Se retira información considerada inexacta o no confiable. 4. En todo caso, la información se entrega “AS IS”, como se presenta al momento de ser consultada. Más sobre nuestro proceso de verificación.

1.000.000% de inflación para Venezuela según el FMI ¿puede evitarse? (Encuesta)

1.000.000% de inflación para Venezuela según el FMI ¿puede evitarse? (Encuesta)

MENÚ: INICIO — MAPA — CONTACTO

Por supuesto que se puede frenar, pero depende de medidas que el gobierno de Maduro casi con seguridad no tomará. Le damos una K amarilla con tendencia a la baja, es decir, siempre habrá una ventana de oportunidad para que se rectifique pero en VerifiKado lo dudamos, de modo que vemos un año en el cual no habrán respuestas efectivas al problema de la generación de dinero inorgánico a la economía.

Al final hay una pequeña encuesta, a ver qué opinan nuestros lectores.

(Julio 25, 2018). El anuncio del Fondo Monetario Internacional de que la inflación de Venezuela podría alcanzar 1.000.000% este año sacudió los medios, las redes y, por supuesto, a todos los venezolanos. Sería, sin duda, un récord mundial. CNN lo reseñó:

Como un flagelo que no le da respiro a su ya golpeada economía, la inflación en Venezuela alcanzará el 1.000.000% a finales de este año, según lo revelaron las últimas proyecciones del Fondo Monetario Internacional (FMI) publicadas este lunes. Tan grave es la situación del país latinoamericano, que la entidad la comparó con lo que vivió Alemania en 1923, durante su periodo de hiperinflación después de la Primera Guerra Mundial.

Venezuela vive un colapso económico sin precedentes, por lo cual surgen preguntas: ¿Es inevitable ese desenlace? ¿Hay algo que pueda hacerse para evitarlo?

Primero analicemos cómo ofrece la noticia Univision:

La inflación en Venezuela llegará a finales de 2018 a la astronómica suma de 1.000.000% si el gobierno, tal como se cree, sigue imprimiendo billetes sin respaldo en reservas del Banco Central con el fin de cubrir el profundo déficit fiscal, indicó este lunes el Fondo Monetario Internacional (FMI).

En el resaltado está la clave: Se podría evitar SI y solo SI el gobierno de Nicolás Maduro deja de generar dinero inorgánico, es decir, que no tienen respaldo en las reservas internacionales. Precisamente, los aumentos de sueldo, emisiones de bonos y aumentos del circulante con una Tesorería virtualmente quebrada, son lo que disparan la inflación a niveles estratosféricos.

Una breve encuesta

Díganos qué opina de las posibilidades de que el régimen madurista responsa a la ortodoxia económica para frenar la inflación o siga el mismo camino que ha tomado hasta ahora:

¿Cree usted que el gobierno venezolano dejará de inyectar dinero inorgánico a la economía nacional en algún momento de este año?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...

¿Tiene información sobre esta noticia?

6 + 4 =

(Puede ser anónimo)


NOTA LEGAL. 1. El grado de certeza asignado por VK a una información noticiosa no debe considerarse un dictamen forense, sino una conclusión experta basada en información y documentos públicos de fuentes consideradas confiables. 2. Las fuentes citadas y conectadas por direcciones URL pueden cambiar o desparecer y su comportamiento no está en control de VerifiKado. 3. La información de este análisis puede cambiar por alguna de estas razones: a) Se agrega nueva información verificada o b) Se retira información considerada inexacta o no confiable. 4. En todo caso, la información se entrega “AS IS”, como se presenta al momento de ser consultada. Más sobre nuestro proceso de verificación.

El retorno de la prensa (de nuestro Director, en Univision)

El retorno de la prensa (de nuestro Director, en Univision)

MENÚ: INICIO — MAPA — CONTACTO

Una artículo de nuestro editor en Univision Noticias sobre «la caída y rebote de la prensa» en la confianza del público, en medio de un caos de noticias falsas, redes sociales disruptivas y un «Infocalipsis» que ha trastornado la industria y las audiencias. La buena noticia: la prensa está experimentando un «comeback» muy bienvenido.

Fernando Nunez-Noda
Publicado en Univision

(Junio 20, 2018). Leo el “ 2018 Edelman Trust Barometer”, un medidor de confianza del público en los medios y otras instituciones. Como dicen en mi tierra: no queda títere con cabeza.

El informe considera que desde 2012 hay una “Crisis de Liderazgo”, una acentuación de la desconfianza en todos los actores sociales, que se cuela en capas socioeconómicas e inclusos generaciones (baby boomers, Generación X, millenials y postmillenials).

La encuesta divide a los participantes en dos grupos: el Público Informado (niveles económico y educativo topes) y la Población General (el resto). Edelman estima que el Público Informado llega a un 15% de los ciudadanos y el otro el 85% respectivo.

La confianza o, mejor dicho, la desconfianza del público estadounidenes a las instituciones emblemáticas no difiere mucho entre ambas en la comparación entre 2017 y 2018. Las Organizaciones No Gubernamentales (ONG), perdieron 3% de confianza, en este caso se lo carga todo el Público Informado. El General siguió confiando en las ONG en la misma medida (53%). En Negocios se les va un punto en el Público Informado. El General confió igual al año anterior.

Ahora ¿Y los medios? Tan lejos como 1976 la prensa tenía su más alto nivel histórico de confianza: 72% según la famosa encuesta de Gallup que mide específicamente medios. Tres de cada cuatro estadounidenses en edad de consumir información periodística confiaba en Washington Post, CBS, BBC, las revistas al detal, estaciones de radio y TV locales.

Cuarenta años después, en 2016 año del Infocalipsis, la relación prensa-audiencia vio dos hitos por demás interesantes: a) La prensa tuvo su menor índice de confianza histórico (32% según Gallup) ese año, y b) Edelman detecta una “creciente inequidad en la confianza”, ello es, diferencias no solo entre el Público Informado y el General, sino entre grupos socieconómicos, raciales, de preferencias políticas y de estilos de vida. Léase: polarización y silos ideológicos.

De lo primero hemos hablado en esta columna, de lo segundo no tanto. La polarización ha echado raíces, la distancia entre extremos ideológicos se ha acrecentado. Donald Trump navegó ese río turbulento con su propia verdad y con ella ganó la presidencia. Es decir, sus seguidores le creyeron y aún le creen, incluso más que a los medios según una encuesta.

Trump enloqueció a Politifact y a quienes cubren la fuente política con un discurso la mitad de las veces portador de datos falsos o inverificables. Pero sus seguidores, sus votantes, se mantuvieron fieles. Los chavistas, en sus variadas formas, logran que su gente les crea, no importa cuán agudamente le fallen. Es una cuestión ideológica y emotiva que trasciende el “hecho”.

Por ese ascenso de la “ideologización de la verdad” desciende la confianza en la prensa, porque muchas corporaciones, grupos o marcas de medios masivos han asumido públicamente posturas políticas, quizá como nunca antes. La percepción de que “Fox es el canal de la derecha” y “MSNBC la de la izquierda” para nada ayuda a la prensa en general, porque es más difícil creerle a quien tiene una parcialidad política, aunque haga esfuerzos por mantener sus noticias apegadas a los hechos.

Así que es la prensa noticiosa la que recibe el peor castigo, porque es pública y se basa en hechos.

Si baja la confianza en la prensa, lógicamente aumenta en otros lares. Y allí es donde se fortalece la llamada “posverdad”: una “verdad” parcial, emocional, de grupo y de nicho. Algo que puede ser desde muy parecido a un hecho forense hasta un dogma, o la opinión de un líder.

La posverdad no se caracteriza por el tipo de falsedad que ofrece, sino por las emociones que la sostienen. Si fuera racional… sería prensa. Hay, por tanto, demasiada “verdad alternativa” o abiertamente “noticia falsa” allá afuera y hace falta el contrapeso, la referencia, el juez más imparcial posible.

Hasta 2016, la confianza en la prensa iba en picada, pero en 2017-18 ¡se detuvo! Para la investigación de Edelman: uno de cada cuatro dice confiar en la prensa. El índice se mantiene igual en 53% para el Público Informado y 43% para el General. No hubo cambios en el año. Buenas noticias y les diré porqué: La variación de 2017-2018 fue cero.

Y la de Gallup muestra un repunte de 32% en 2016 a 37% en 2017. En el tercer trimestre de este año tendremos la de 2018. No he visto pronósticos de alto perfil, pero me atrevo a anticipar que o mantiene su nivel o posiblemente agrega unos puntos que lo lleven a +40%.

La prensa recobra uno de sus más preciados valores: la credibilidad y confiabilidad del público. Pero eso sí, por gotas no chorros. Que no haya perdido en una encuesta y haya repuntado 5% en otra es un gran logro.

Continúe el artículo en Univision Noticias


Imagen inicial: FNN.

¿Tiene información sobre esta noticia?

6 + 1 =

(Puede ser anónimo)


NOTA LEGAL. 1. El grado de certeza asignado por VK a una información noticiosa no debe considerarse un dictamen forense, sino una conclusión experta basada en información y documentos públicos de fuentes consideradas confiables. 2. Las fuentes citadas y conectadas por direcciones URL pueden cambiar o desparecer y su comportamiento no está en control de VerifiKado. 3. La información de este análisis puede cambiar por alguna de estas razones: a) Se agrega nueva información verificada o b) Se retira información considerada inexacta o no confiable. 4. En todo caso, la información se entrega “AS IS”, como se presenta al momento de ser consultada. Más sobre nuestro proceso de verificación.